Lesiones musculares en el fútbol

En la práctica deportiva siempre asumimos un riesgo de lesiones musculares y dependiendo de la modalidad deportiva que realicemos ponemos en riesgo unos músculos en concreto. En este artículo vamos a ver las lesiones musculares en el fútbol más comunes.

Los estudios epidemiológicos más recientes muestran que las lesiones musculares en el fútbol suponen más del 30% de todas las lesiones (1,8-2,2/1.000 h de exposición), lo que representa que un equipo profesional de fútbol padece una media de 12 lesiones musculares por temporada, y éstas equivalen a más de 300 días de baja deportiva.

En primer lugar, debemos dejar claro que existen dos tipos de clasificación de las lesiones musculares en el fútbol, según el mecanismo lesional, de forma clásica en extrínsecas (o directas) o intrínsecas (o indirectas).

Tipos de lesiones musculares en el fútbol

Las lesiones extrínsecas

Este tipo de lesión se puede causar por golpe con el jugador contrario o con un objeto. Además, las clasificamos en tres estados:

  • Grado I – Leve
  • Grado II – Moderada
  • Grado III – Graves

Las lesiones intrínsecas

Las lesiones intrínsecas se producen por la aplicación de una fuerza tensional a la resistencia del tejido cuando éste entra en estado de contracción activa (contracción excéntrica). La fuerza y velocidad con la que se aplica la tensión afectan al grado de rotura. En este tipo de lesiones influye el estado del futbolista (fatiga y temperatura tisular).

Distintos tipos de lesiones intrínsecas
Nombre Tipo Características Pronóstico
Contractura y/o DOMS (agujetas) Grado 0 Alteración funcional, elevación de proteínas y enzimas. En este caso notamos un incremento de la tensión del músculo sin causar daño anatómico. 1-3 días
Microrrotura fibrilar y/o elongación muscular Grado I Elongación del musculo en muy pocas fibras, poca lesión del tejido sin causar daño anatómico. conectivo 3-15 días
Rotura fibrilar Grado II Interrupción y afectaciones de más fibras y más lesiones del tejido conectivo, ocasionando el sangrado muscular (hematomas). 3 a 8 semanas
Rotura muscular Grado III Rotura importante o desinserción completa afectando a un número importante de fibras o incluso a la totalidad del músculo afectado. 8 a 12 semanas

Tratamiento de las lesiones musculares en el fútbol

Lesiones leves

En primer lugar, debemos tener en cuenta que para las lesiones leves el tratamiento no es otro que el reposo, pues debemos esperar a que el musculo evolucione de forma natural. Si en dicha lesión se observa sangrado muscular el período de recuperación puede ser algo más incierto.

El tratamiento para lesiones leves será el siguiente:

  • Reposo relativo para aquellas actividades que reproduzcan las molestias.
  • Aplicación de calor (seco) durante un período de hasta cinco días.
  • Masaje realizado por un profesional (recomendado, acelera la recuperación).
  • En caso de molestia continua se puede suministrar algún relajante muscular bajo firma del profesional cualificado.

Lesiones graves

RICEPrimera fase

En primer lugar, debemos aplicar tratamiento inmediato postlesión (RICE) durante los tres primeros días.

  • Rest: reposo deportivo
  • Ice: hielo
  • Compression: compresión
  • Elevation: elevación

Entre los días tres y cinco tras la lesión comenzaremos la segunda fase del tratamiento.

Segunda fase

Activación muscular

Si la primera fase se ha realizado correctamente comenzaremos a realizar una serie de ejercicios, siempre teniendo en cuenta la tolerancia al dolor del afectado.

Ejercicios isométricos

De forma progresiva y nunca sobrepasando la intensidad máxima, que la marcaremos mediante la aparición del dolor.

Los ejercicios se recomiendan realizar desde tres posiciones y ángulos distintos y la duración debe ser de 6 segundos de contracción y 2 segundos de relajación.

Trabajo complementario

Se recomienda realizar trabajo de estabilización y movilización de la cintura, de esta forma mejorar el core estabilty y prevenir futuras lesiones.

Terapia física

lesiones en el fútbolEn este punto de la lesión el fisioterapeuta encargado del jugador le propondrá la terapia más adecuada para seguir la recuperación. Los métodos más utilizados son:

  • Termoterapia
  • Ultrasonidos
  • Electroterapia
  • Laserterapia
  • Cinesiterapia

Durante la fase de la terapia física se debe realizar estiramientos, pero siempre sin llegar a causar dolor con fases de 12 segundos de estiramiento y 12 segundos de reposo.

También se debe realizar mantenimiento muscular a partir del tercer día tras la lesión.

Tras el séptimo día se recomienda caminar 1 h con “molestia soportable” e ir aumentando hasta poder realizar un trabajo de carrera continua; inicialmente se aconseja un ritmo submáximo a 8-10 km/h, que es justo la fase superior a caminar rápido.  En este punto volveremos a tomar el dolor como medidor.

Tercera fase

Reanudación progresiva de la actividad deportiva.  Para prevenir futuras lesiones se deben realizar estiramientos de la musculatura afectada antes y después del ejercicio.

Hay que tener en cuenta que un jugador recién recuperado de una lesión muscular tiene unas posibilidades entre un 14%-16% de recaer durante los próximos dos meses al alta. Por lo que es muy importante realizar el trabajo mencionado de forma correcta

Ejemplo de recuperación

Lesión grado I del músculo bíceps femoral porción proximal
De 0 a 3 días
  • Masaje de tipo drenaje.
De 3 a 7 días
  • Ultrasonido diario o hipertermia a días alternos, o diatermia diaria.
  • Valoración e inicio del trabajo con ejercicios de estabilización lumbopélvica.
  • Inicio de isométricos manuales (4 series de 10 repeticiones en 3 amplitudes diferentes y con tiempos de contracción progresivo; p. ej.: 6 s de contracción y 2 s de relajación).
  • Estiramientos activos a partir del trabajo con los músculos antagonistas en rotación axial siguiendo una pauta de 12 s manteniendo el estiramiento y 12 s de pausa.
  • Trabajo de propiocepción.
  • Inicio de trabajo de fisioterapia en la piscina.
  • Trabajo de fisioterapia en el campo (caminar hacia delante y hacia atrás, estiramientos activos, desplazamientos laterales, etc.).
De 7 a 14 días
  • Inicio del trabajo manual de la fuerza mediante método excéntrico submáximo (de baja intensidad) de 4 a 6 seriesy de 8 a 10 repeticiones.
  • Refuerzo isométrico, concéntrico y excéntrico realizados por el deportista (cinturón ruso).
  • Seguir con el trabajo en el campo (introducir pelota).
  • Continuar con pauta en el gimnasio (refuerzo lumbopélvico).
  • Seguir con el trabajo en el campo y, según el caso, hacer transferencia con readaptadores.
  • Inicio de trabajo parcial con el grupo y específico aparte con preparadores físicos.
Día 15 aprox.
  • Alta médica

Bibliografía

10 de noviembre de 2016

0 respuestas en "Lesiones musculares en el fútbol"

Deja un mensaje

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *